La Rosca de Reyes

Standard

LaRoscadeReyes

Si te tocó el muñequito, ¡No te hagas rosca!

La noche del 6 de enero es una tradición compartir la riquísima Rosca de Reyes y acompañarla con un delicioso chocolate caliente. El día de los Reyes Magos es una de las fiestas más importantes de la religión cristiana, porque representa el día en que Jesús se dió a conocer al mundo, así, desde que la iglesia católica reconoció la fecha, se festejaba en grande con una gran merienda, en la cual se partía un pastel o bizcocho, tradición que se conservó durante la Edad Media.

El origen de la rosca.
La rosca es de origen español y cuando los españoles llegaron a México, fue una de las tradiciones religiosas que inculcaron en los pueblos prehispánicos. Las roscas suelen ser redondas, pero en México se le ha dado forma ovalada para que muchos puedan disfrutar de ella. Se le decora con frutos secos como higos, membrillos, cerezas y acitrón. Pero, ¿Por qué la rosca encierra un niñito? Pues bien, antes no era un niñito lo que se escondía, sino un dulce o una haba que se colocaba dentro del pan y se cree que representaba el “esconder” al Niño Dios para protegerlo de Herodes. El problema era que muchos se tragaban el dulce o el haba y ahí se terminaba toda la tradición, por lo que se empezaron a colocar niñitos de pasta, porcelana y ahora plástico.

¡Los tamales en La Candelaria!
Por otro lado, su significado tiene que ver con los ritos que se desarrollan después del nacimiento de un niño y así, quien encuentra al niñito o a los niñitos (porque ahora suelen ser varios), se convierten en padrinos o madrinas y tienen la obligación de hacer una cena con tamales, chocolate o atole el 2 de febrero, y de invitar a todos los que también compartieron la rosca.

El día 6 de enero también se acostumbra “levantar al niño”, es decir, se quita el nacimiento y en muchos lugares el Niño Dios es entregadoa los padrinos que se habían escogido desde Navidad, para que el 2 de febrero, durante la fiesta de la Candelaria, lo vistan elegantemente y según la tradición cristiana, lo lleven a bendecir al templo, como sucedió con Jesús, quien a los 40 días de nacido fue presentado con los sacerdotes.

Partir la rosca se ha hecho tan popular, que no sólo se comparte en los hogares con las familias, sino también en las oficinas, escuelas y otros sitios.

Asi que, si te tocó el muñequito…
¡no te hagas rosca!
…mejor invítanos a comer tamales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.